Prueba defensiva

La prueba defensiva es un indicador financiero que indica si una empresa es capaz de operar a corto plazo con sus activos corrientes (activos líquidos).

La fórmula de la prueba defensiva está compuesta por la división de las cuentas de efectivo corriente (caja y bancos) con el pasivo circulante, multiplicado por 100.

Prueba defensiva = (Caja y bancos / Pasivo corriente) * 100

Te puede interesar:

Citar contenido:
Enciclopedia Contable. (2021). Prueba defensiva. https://enciclopediacontable.com/prueba-defensiva/.
Subir